El TLC puede ser nocivo para la salud: Iglesia

El Tiempo, 26-2-07

La Iglesia Católica no comparte las afirmaciones del ministro de la
Protección Social, Diego Palacio, de que el TLC negociado con Estados
Unidos no tendrá efectos negativos en el acceso de los más pobres a
los servicios de salud, incluidos los medicamentos.

En carta enviada a Palacio y a los 37 congresistas de las comisiones
segundas de Senado y Cámara, que hoy iniciarán la discusión del TLC,
el Cardenal les pide que aseguren dicho acceso e impidan el
fortalecimiento del monopolio (de los medicamentos), pues es una
amenaza seria al derecho a la salud.

Rubiano señala que más de la mitad de la población no tiene
suficiente acceso a las medicinas, bien sea porque no está afiliada a
ningún sistema de seguridad social o porque no puede pagar las que
este no le suministra.

En Sida, agrega, miles de pacientes que requieren antirretrovirales
no los reciben, lo que podrían condenarlos a morir en un promedio de
5 años. En cáncer, apenas una parte de los medicamentos están en el
POS y menos de la mitad de los enfermos recibe un tratamiento
adecuado.

Los órganos del poder público no pueden cerrar los ojos ante un drama
tan alarmante, dice el Cardenal. Además, les pide no incorporar al
ordenamiento jurídico disposiciones que agraven el problema de acceso
a la salud. Se prevé que el TLC aumentará de precio a las medicinas.

En carta enviada hace 15 días al Cardenal, Palacio afirma que según
el memorando de la reunión, el año pasado, del presidente Uribe con
autoridades de E.U., "queda claro que Colombia puede adoptar las
medidas necesarias para proteger la salud pública".

Sin embargo, Monseñor Rubiano le responde que, según los expertos en
derecho internacional consultados por la Iglesia, dicho documento
carece de valor por no haber sido suscrito por Estados Unidos ni
incorporado al TLC.

Igualmente, le expresa su su preocupación por todas las cláusulas del
TLC cuyo efecto es demorar la oferta de medicinas genéricas
económicas.

keywords:
source: