Guatemala: Nuevas jornadas de protesta en contra del TLC



Secretaría operativa
Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo
CLOC

Guatemala 7 de abril de 2005

Nuevas jornadas de protesta en contra del TLC.

Ante la imposición militarista del TLC, recientemente en nuestro país, donde las violaciones, injusticias, represión, amenaza, persecución, se dieron nuevamente con nuestros dirigentes y contra el movimiento indígena campesino y sindical. Sin embargo nuestro pueblo sigue en pie de lucha y resistiéndose ante estas políticas e intimidaciones de este gobierno de Berger, donde únicamente se ha valido de la prepotencia y demostrando su incapacidad en resolver la problemática nacional y las demandas de nuestro pueblo, que hoy sufre hambre y mayor pobreza.

El gobierno, en reiteradas ocasiones para ganarse nuevamente la imagen tan desgastada que tiene hasta ahora con la población, a manifestado disposición al dialogo para alcanzar acuerdos y consensos, argumentando que es un mecanismo y un avance democrático. Lamentablemente las respuestas que hemos obtenido del sector gubernamental en las mesas de dialogo, ha sido la desatención a nuestras demandas y planteamientos presentados en distintos momentos relativos a temas como: Reforma Agraria Integral y Desarrollo Rural, Ley de Concesiones, La eliminación de las concesiones mineras, la no entrada en vigencia del TLC, el cese a los desalojos y la garantía del pleno respeto a los derechos humanos entre otros.

Por la negativa respuesta de los diferentes organismos del Estado ante el planteamiento de nuestro pueblo maya e indígena, hoy constituido los distintos movimientos sociales y organizaciones campesinas, indígenas, sindicales y estudiantiles, reanudamos nuestras jornadas de protestas en contra del gobierno, de la aprobación del TLC con Estados Unidos y en rechazo a las leyes compensatorias.

El pueblo de Guatemala, hoy más que nunca clama distintas acciones frente a lo actuado por estos 126 diputados cobardes que votaron a favor del TLC, que se esconden tras el poder y manejan la justicia a su antojo para sus beneficios y al servicio de los países gringos. Es por ello que ahora en los distintos municipios y regiones organizaciones populares y otros sectores se están organizando para el llamamiento a un levantamiento social.

Como Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del campo -CLOC- y miembro de la vía campesina a nivel internacional, nos unimos con estas jornadas de luchas de este pueblo heroico, y nos solidarizamos con nuestros compañeros de los distintos movimientos sociales a nivel continental que a diario estos hermanos se resisten ante el modelo neoliberal y ante temas como el TLC, ALCA, OMC (organización mundial del comercio). Y desde ya demandamos el cumplimiento de acuerdos en beneficio de nuestros pueblos como el estricto apego al convenio 169 de la OIT.

La no criminalización del derecho a la protesta deslegitimando con el uso del término "terrorista" a las justas reivindicaciones de los pueblos indígenas y de las organizaciones campesinas, sindícales populares y sociales.

Responsabilizamos al presidente de la república de la polarización social del incremento de la impunidad represiva de los llamados cuerpos de seguridad hacia las protestas pacificas que han culminado con asesinatos de lideres indígenas y campesinos.

Demandamos a los magistrados de la Corte de Constitucionalidad actuar al servicio del pueblo y no a los intereses de los empresarios o del gobierno de turno, ante el documento entregado por la Universidad de San Carlos, ante ese órgano del estado, por las inconstitucionalidades en que se incurrieron con la imposición del TLC.

Por último hacemos un llamado a la Comunidad Internacional a acompañar la lucha del movimiento social guatemalteco en sus justas demandas y exigirle al gobierno el pleno respeto de los derechos humanos.

A nuestro Pueblo de Guatemala a organizarse y estar atentos a las distintas acciones a emprender como organizaciones populares.

La esperanza de nuestros pueblos...

La resistencia y luchas constantes

Rendirnos Jamas.

source: