TLCAN se atora en reglas de origen, dice CCE

TLCAN se atora en reglas de origen, dice CCE

Por Reuters | 5-9-17

JPEG - 8.7 kb

Ciudad de México. Los negociadores del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) reunidos en México podrían lograr este martes un texto unificado en temas de facilitación comercial, pequeñas y medianas empresas y telecomunicaciones, dijo el representante de los empresarios mexicanos en las conversaciones.

Los tres países del TLCAN culminarán hoy la segunda ronda de conversaciones para la modernización del acuerdo con la presencia del representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer; la canciller canadiense, Chrystia Freeland; y el secretario mexicano de Economía, Ildefonso Guajardo.

Juan Pablo Castañón, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), dijo que se podría llegar "pronto a un texto unificado", incluso este martes, en telecomunicaciones, facilitación comercial y en lo relacionado a pequeñas y medianas empresas (pymes).

Sin embargo, coincidió con cabilderos y funcionarios acerca de que las reglas de origen es uno de los puntos más complicados en las negociaciones.

"Reglas de origen es un tema difícil que hay que tratarlo con paciencia y encontrar soluciones, de la misma forma el tema laboral; son temas que hay que tratarlos con cuidado", dijo el empresario a cadena Stereo Cien.

Las reglas de origen establecen qué porcentaje de partes se deben venir de los países del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) para obtener beneficios arancelarios.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha amenazado repetidamente con abandonar el pacto comercial, puesto en marcha en 1994, a menos que sea modificado para reducir el déficit comercial de unos 64 mil millones de dólares de bienes estadunidenses con México y 11 mil millones de dólares con Canadá.

Se espera también que el sector automotor sea uno de los puntos más álgidos en las conversaciones del TLCAN, porque el sector representa la mayor parte del déficit comercial de Estados Unidos con México.

source: La Jornada